La temperatura es algo fundamental en nuestra vida, de hecho sin ella es imposible vivir. A lo largo de los años mucho se ha estudiado sobre ella; hasta el punto de que dos hombres pudieron establecer escalas en las temperaturas. Descubre cuáles son y qué importancia tienen.

¿Qué es la temperatura?

Para hacerlo sencillo, es la medición del calor y el frío. Gracias a la temperatura los átomos del agua pueden liberar mucha energía o pueden bajarla lo más posible. Cuando el agua hierve, por ejemplo, las moléculas se mueven con tanta rapidez que chocan unas con otras y rompen su unidad del estado líquido; y ahí es donde empieza a transformarse a estado gaseoso.

Incluso cuando se incrementa la temperatura a un grado mil veces más alto; las moléculas liberan tanta energía que el núcleo del átomo, que son focos minúsculos situados en el centro del átomo, se desprende del mismo y crea reacciones nucleares. La fusión nuclear depende de este proceso basado en la aplicación de altas temperaturas.

Además la temperatura aparte de dar mucha energía es indispensable para la vida en la tierra. Gracias a ella podemos disfrutar de un rico baño caliente en un día frio; podemos determinar que atuendo utilizaremos en el día y lo que planearemos. Sí las temperaturas fueran muy extremas podríamos morir deshidratados o congelados, por lo cual son equilibradas.

¿Cuáles son sus escalas?

Como dijimos antes, se ha estudiado mucho sobre este hecho importante de la vida. Uno de los hombres que estudiaron las escalas de la temperatura fue el físico alemán Daniel Gabriel Fahrenheit; él la estudió mediante un termómetro de mercurio creando escalas. Estableció tres medidas fijas, tratando de que el punto cero fuera lo más bajo posible ¿Cómo lo hizo?

Mezcló hielo, gas y un tipo de sal, disminuyendo la temperatura lo más posible; a esa la estableció como el grado 0. Después escogió la temperatura humana normal como el punto superior; que en su momento fueron 96 grados. Más adelante se descubrió que es 2,5 grados más. Para el tercer punto cálculo el grado de congelación del agua el cual fue 32 grados; y después aplicó la escala al punto de ebullición que fueron 212 grados.

La temperatura

Para ese mismo tiempo un astrónomo sueco llamado Andrés Celsius; también diseñó una escala de temperatura que hoy se conoce por su nombre. Esa escala la estableció en dos punto fijos; el grado 0 el de congelación del agua y 100 grados el punto de ebullición del agua a nivel del mar.

Luego Celsius fraccionó su termómetro en 100 partes iguales; por lo que también se le llama escala de temperatura centígrada y se emplea en países que aceptan el sistema métrico de unidades. Sin embargo, las escalas de temperatura Fahrenheit y Celsius se usan indistintamente. Por tanto, a menudo es necesario convertirla de una escala a otra.

Conversión de escalas

En la escala de Fahrenheit la diferencia entre el punto de congelación y de ebullición es de 180°, mientras que en la de Celsius es de 100°; así que la proporción entre las escalas es de 180\100 y simplificado 9\5. Para convertir los grados Fahrenheit en Celsius primero hay que restar 32 grados a la temperatura Fahrenheit y multiplicar la diferencia por 9\5.

Y si el caso es al revés, para trasformar los grados Celsius en Fahrenheit, primero se multiplica los grados Celsius por 9\5 y luego añadir al resultado 32.

Como hemos visto, la temperatura es algo muy importante que influye en todo aspecto de la vida; por lo que es necesario que sepamos medir las escalas sabiendo usar las medidas establecidas por Fahrenheit y Celsius. Si te gustó este artículo no dudes en compartirlo y dejarnos tus valiosos comentarios.

La temperatura